Google+ Followers

miércoles, 21 de septiembre de 2016

Antoni Benaiges, el maestro que prometió el mar...


Prometió la grandeza, la avaricia de agua,
prometió el mar de los sueños de un niño,
la libertad de una ola en medio del azul,
del verde de las algas espontáneas…

Prometió la soltura de un pensamiento único
cuando la marea resuelve a su cualidad,
en el reflujo del tratado que nace
junto al corazón, donde engrandece el hombre.

Les prometió el mundo en pleamares
con el influjo dulce de amar a la voluntad
en láminas de azúcar que nacen abiertas
a la concordia y al encanto de la perfecta locura
que ensalzan los poetas.

Les prometió el mar, y una bala asesina
les mató la corriente de navegar hasta su propio anhelo.

En lágrimas y silencios
se secaron las olas ceñidas a un papel
del rojo de la sangre, y del oscuro miedo
en el antojo cruel de asesinar la lluvia.